Sobre las luchas de la vida

Vivimos en un mundo que no es perfecto y que nunca puede ser perfeccionado. No importa lo difícil que lo intentemos, no importa cuál sistema de gobierno nos gobierne, el sufrimiento continuará. Pero eso no significa que debemos dejar de hacer nuestra parte. Recuerda que el premio del esfuerzo es el esfuerzo, y es cómo luchamos contra el mal. Tenemos que trabajar por la vida más allá del sufrimiento y de la muerte. Eso es lo que más importa.

Advertisements

Nuestra Señora de Guadalupe y la fe filipina

En 2017 asistí una Santa Misa en el Santuario Nacional de Nuestra Señora de Guadalupe en San Pedro Macati (nombre original de la Ciudad de Makati) en celebración de la fiesta de Nuestra Señora de Guadalupe. Durante la Misa que fue celebrada por Cardenal Gaudencio Rosales, de repente tuve una comprensión: me di cuenta de que cada vez que practico mi fe católica, doy esplendor a mi identidad filipina, y cada vez que profeso mi identidad filipina, rindo homenaje al catolicismo.

Virgen de guadalupe1.jpg

Nuestra Señora de Guadalupe, Patrona Celestial de Filipinas, ruega por nosotros.

¡Viva la Virgen de Guadalupe! 😇

Mi identidad nacional

No hay texto alternativo automático disponible.

Mi cristianismo (catolicismo) y mi idioma (castellano) completan mi ser filipino. Si quito de la fibra de mi ser uno o dos de estos elementos centrales de mi identidad nacional, entonces me convertirá en un mero “filipino sólo por la ciudadanía”. La identidad filipina verdadera y completa dentro de mí dejará de existir. Es nunca suficiente hablar en castellano ni saber la historia verdadera de Filipinas para hacerse un filipino verdadero. El aspecto religioso del mismo tema no debe ser pasada por alto ni minimizado. No estoy orgulloso de ser Pinoy ni Pilipino — ¡estoy orgulloso de ser FILIPINO!

Publicado originalmente en ALAS FILIPINAS.

 

Amihan

Hace mucho frío en este momento aquí en nuestro lugar (San Pedro Tunasán, La Laguna). ¡Ciertamente han llegado el “amihan”, y me encanta!

¿Qué es amihan? Se refiere a la estación dominada por los fríos vientos alisios o los “easterlies” en inglés porque vienen del noreste. Se dice que es la temporada en que el hielo en Siberia al norte comienza a derretirse, y el aire frío viaja hacia Filipinas. Normalmente ocurre esta actividad climática desde los fines de octubre hasta los primeros días de marzo. Los días más fríos ocurren desde diciembre hasta principios de febrero.

La palabra amihan se deriva de la mitología filipina prehispánica, estrictamente entre los tagalos si no me equivoco. En la dicha mitología, Amihan es una deidad (dios menor pero sin género) que representa como un pájaro y es la primera criatura que habitó el universo, junto con los dioses principales Bathalà y Aman Sinaya. Según el folclore de los tagalos, fue Amihan quien rompió el enorme bambú que contenía los primeros seres humanos, Malacás (significa “fuerte”) y Magandá (significa “hermosa”). Malacás y Magandá son la versión tagala de Adán y Eva. Pero todavía tengo que descubrir la conexión entre Amihan el ave divina y los fríos vientos alisios que originan en Siberia.

Una imagen satelital del archipielago grabada el pasado 5 de octubre, por cortesía de PAGASA, el acrónimo tagalo del “Philippine Atmospheric, Geophysical, and Astronomical Services Administration” que en español significa la Administración de Servicios Atmosféricos, Geofísicos, y Astronómicos de Filipinas. El acrónimo en sí es también una palabra tagala que significa “esperanza”. Los hilillos y delgados y grises en la parte superior de esta imagen son los fríos vientos siberianos.

En realidad, la frialdad de amihan ya comenzó el mes pasado, en el norte de Luzón, pero es sólo ahora que se siente aquí en el sur de Luzón.

Soy un amante del frío. De hecho, la temporada de amihan es mi favorita. Me produce una emoción silenciosa, una emoción que generalmente se siente desde la infancia. Pero con razón, porque la llegada de amihan es una clara señal de que se acerca rápidamente la temporada navideña en Filipinas. Estoy seguro que muchos otros filipinos sientan la msma emoción que yo siento. 😃

Spanish in our history

I stumbled upon this interesting video by Paul who manages YouTube’s Langfocus regarding the brief history of the Spanish language. In just a little over eight minutes, he was able to explain its origins, how it spread out to different parts of the globe, commented on the Spanish-Castellano controversy, and even mentioned the countries that still use it as an official language.

At the 1:13 mark, however, Paul mentioned something hurtful (at least to me). “It also used to be an official language of the Philippines but it is not anymore”, he said.

 

But it’s true, anyway. Spanish was our country’s official language beginning 24 June 1571 but was unceremoniously booted out from the 1987 Constitution, the main reason being that there are only few Filipinos who speak it. While arguments about this reason continue to this day, particularly in various Facebook groups and pages concerning the Spanish language in Filipinas, it cannot be denied that the non-inclusion of the Spanish language in our present constitution is an act of gross disrespect towards our country’s history. In the words of the late Senator Blas Ople, we have “disinvited ourselves” from the Hispanic world when the framers of our present constitution removed Spanish. Just ponder over the following instances…

The proclamation of our independence was read out in Spanish. Our first constitution, the Constitución de Malolos, was written entirely in Spanish. The deliberations of our first congress, the Congreso de Malolos, were in Spanish. The official decrees and correspondences of our first president (Emilio Aguinaldo) and first prime minister (Apolinario Mabini) were in Spanish. Our newspapers which fought against Spain and the United States were in Spanish. Our poets (Claro M. Recto, Cecilio Apóstol, Jesús Balmori, Fernando Mª Guerrero, etc.) who decried US colonization wrote their anti-imperialist verses only in Spanish. THE ORIGINAL LYRICS OF OUR NATIONAL ANTHEM WERE IN SPANISH! The name of our country, Filipinas (and this does not exclude its variations Pilipinas and Philippines), is Spanish! Even our last names and our native cuisine are in Spanish!

Millions of ancient papers documenting our country’s history that are stored in our national archives are in Spanish, still unread, still waiting to be deciphered. That is why this language is an important part of our history and culture. And even in the realm of economics, Spanish is crucial nowadays. Multinational companies pay bigger salaries to Filipinos who can speak the language compared to those who use only English. That is why Spanish should not be made an optional subject in schools. It should be mandatory.

Finally, we have our national hero, José Rizal, who wrote his final love letter to all of us using the Spanish language. Yet here we are now, taking that love letter for granted by reading it only through translations.

Fellow Filipinos, think about it.

Nubes

PEPE ALAS

Nubes encima de nuestro apartamento, cerca de la Laguna de Bay (14/09/2010).

La ciencia nos enseña que el propósito de los nubes son para contener la lluvia y envolver la tierra del calor extremo del sol. Es verdad. Pero hay otro propósito…

Tenemos los nubes entre nosotros para placer los ojos cansados de la humanidad, cansados debido a muchas tribulaciones, inundaciones, y presiones que esta realidad codiciosa nos inflige. Al mirar a estas raras blancuras en el cielo (por supuesto, es necesario usar gafas de sol cuando hace sol), se puede encontrar un tipo de comodidad que tal vez sólo una poesía pueda exponer en detalle. Es como una visión breve de la vida eterna.

Estos nubes de todos los tipos, de mechones juguetones, algodones gigantescos, como mecanismos de un sueño, complacen no sólo los ojos sino la mente agotada. Es triste que mucha gente toma los nubes un poco a la ligera.

La naturaleza no es sólo para sustentar la vida sino para animarla.

El lanzamiento suave de la Sociedad Hispano-Filipina

¡Hoy es un día maravilloso! Por fin, la página web Sociedad Hispano-Filipina ha sido lanzada el día de hoy por el joven hispanista Jemuel Pilápil.

PEPE ALAS

Jemuel ha estado trabajando en esta página web durante los últimos meses. El lanzamiento de hoy es sólo un lanzamiento suave ya que hay varias pestañas y enlaces/secciones que necesitan ser desarrollados. Pero hace semanas le sugerí que la lanzara justo a tiempo para el Día de la Hispanidad de este año. Y para este lanzamiento suave de hoy también contribuí con un artículo sobre la que se puede leer aquí.

la Sociedad Hispano-Filipina es una creación por Jemuel, un estudiante autodidacta de la lengua castellana (nunca se matriculó en ningún instituto de idiomas), y comenzó el año pasado como un grupo de Facebook. Los primeros miembros de la sociedad son de su círculo de amigos que también son amantes del idioma español, y sigue creciendo la membresía. Pero ¿de qué se trata el grupo? Aquí están los objetivos y los deberes jurados:

  • Divulgar, difundir, promover, y mantener lo vivo el idioma español.
  • Animar a los filipinos que aprendan español.
  • Crear oportunidades para practicar y disfrutar el idioma como por ejemplo viajes, reuniones, lecturas, deportes, conferencias, o cualquier actividad interesante.
  • Celebrar la existencia de la cultura hispana en Filipinas.
  • Vincular a todos los grupos hispanohablantes.

Debe recordarse que hace muchos años, tres compañeros míos (Señores Guillermo Gómez Rivera, Arnaldo Arnáiz, y José Miguel García) y yo planeamos lanzar una página web similar (pero con una gama mucho más amplia de alcance que incluye una “propaganda” para contrarrestar la leyenda negra) pero nada se materializó. Carecíamos de fondos, tiempo y los conocimientos técnicos tan necesarios. Es por eso que estoy muy feliz de que Jemuel la haya hecho por nosotros. Sin duda, Jemuel Pilápil es el “Isagani de El Filibusterismo hecho carne”. Con su Sociedad Hispano-Filipina, el idioma español tiene un futuro muy promisorio en Filipinas.

Enrique Zóbel, el renombrado filántropo, fundador del Premio Zóbel, y miembro del famoso Clan Zóbel de Ayala, dijo una vez esta memorable frase: “No quiero que el español muera en Filipinas”. Con la apariencia de la Sociedad Hispano-Filipina en el ciberespacio, la tecnología más utilizada hoy en día, tal muerte nunca sucederá, y más especialmente, siempre y cuando que tengamos la Madre de la Hispanidad como nuestra guía y patrona.

PEPE ALAS

Nuestra Señora del Pilar es la Madre de la Hispanidad. Esta es su imagen en la Catedral de Imus en la Provincia de Cavite.

¡Feliz Día de la Hispanidad! ¡Viva la Virgen del Pilar! ¡Felicitaciones a la Sociedad Hispano-Filipina! ¡Celebremos esta victoria con cervezas y rosarios!